Historia
Casas rurales
Contactar
Links
 
Historia del Mesón el Cid ofertas Mesón El Cid
Maranchón ya existía en tiempos de la reconquista. En el siglo XV estuvo bajo el señorío de los La Cerda, grandes duques de Medinaceli. Durante el siglo XVIII este pequeño lugar fue tomando incremento en su actividad comercial y aumentando progresivamente su número de habitantes. Solicitó ser eximida de la jurisdicción de la villa Soriana, consiguiéndolo en 1769, mediante cédula de Carlos III que le concedía el título de villa por sí, pudiendo ostentar justicia propia y colocando de inmediato una horca en el cerro del Llano y una picota con una cruz de hierro y cuatro escarpias, en el lugar denominado Las Heras.
En general la población comenzó a dedicarse por entonces a la trata del ganado, muy especialmente al mular, recorriendo los lugares más diversos de España, con sus mercaderías y reuniendo grandes cantidades de dinero, que muchos aplicaron en construir grandes casonas en su pueblo.
En su término nace el río Tajuña, que se va rehundiendo en un vallejo al sur del pueblo.


¿Qué Visitar?

La iglesia parroquial es obra moderna, del siglo XVIII, y presenta fuertes y cerrados muros de mampostería, con alta torre a poniente rematada en capitel metálico.
A poniente de la villa se levanta la ermita de Nº Sª de los Olmos, patrona de Maranchón. Dice la leyenda que en el año 1114 cuando la reconquista a los moros, se apareció la Virgen encima de una sabina. El antiguo santuario fue reconstruido en el siglo XVIII, levantando el que ahora existe, con una torre rematada en gracioso capitel de reminiscencias orientales.
Un paseo por su caserío nos da idea del esplendor pasado al contemplar sus casonas grandes, de buena construcción y con todas las comodidades.
1.Marachón





 
smartbox
oferta wonderbox Mesón El Cid
Dakotabox
Siguenos en facebook
Siguenos en Facebook